Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Buscar
¿No eres un miembro? Regístrate aquí
Compártelo
X
mamá- lactando-con-bebé

¿La leche materna puede cambiar si mi bebé está enfermo?

(0 comentarios)

¡Descubre si es mito o realidad, aquí!

Viernes, Agosto 26, 2016 - 09:33

Es común escuchar que la naturaleza es muy sabia y que la leche materna puede ayudar a que tu bebé sane más rápido, ¿pero esto es verdad?

La leche materna no está compuesta de una sola forma, cambia dependiendo con la edad de cada bebé, y cada madre genera la leche perfecta para las necesidades de su hijo; al nacer, provee a tu pequeño de anticuerpos y bacterias buenas que le ayudarán a madurar su sistema inmunológico, su aparato digestivo, y lo protegen contra enfermedades, alergias e infecciones.

 

La leche materna está copuesta 70% de proteínas, y a pesar de ser la menor cantidad entre la leche de los mamíferos, es la cantidad perfecta para el bienestar de tu bebé; durante la lactancia, las proteínas que recibe tu hijo sirven como un escudo ante las enfermedades, ya que básicamente son anticuerpos y lactoferrina.

 

Es increíble, pero la leche materna cambia todo el tiempo, ¿sabías que…?

  • La leche que contiene más lactosa es la de la mañana
  • Por la tarde es rica en grasas
  • En la noche eleva el nivel de proteínas

 

Además de nutrir a tu pequeño, cuando se enferma, ¡sucede algo sorprendente!; tu cuerpo detecta el malestar de tu bebé, así que modifica la composición de la leche materna, aumentando el número de células blancas, reforzando así, las defensas inmunitarias de tu hijo, ayudándolo a combatir la enfermedad.

 

Si tu bebé se enferma, debes mantenerlo bien hidratado; no dejes de darle leche materna, ya que al inicio de la toma, la leche materna les ayuda a saciar la sed, después los nutre y les aporta los anticuerpos que necesitan según su malestar; lo estarás ayudando a recuperarse  con rapidez.

 

Si tú te enfermas durante la lactancia, no dejes de amamantar a tu pequeño, salvo que tengas que tomar algún medicamento contraindicado en este periodo o que te lo indique tu profesional de la salud; debes lavarte las manos antes de cargar a tu bebé, y tener cuidado de no estornudar o toser cerca de la leche o la carita de tu bebé.

 

Consulta a tu profesional de la salud si tienes dudas sobre los medicamentos que puedes tomar si te encuentras enferma.

 

¿Sabías que la leche materna ayudaba tanto a tu bebé?

Leer más

Únete al Club de Mis Primeros 1000 Días

Tranquilidad en la crianza, a un sólo clic. Obtén semanalmente consejos personales y soluciones vía correo electrónico.

  • Aprende de nutrición a tu ritmo
  • Prueba las prácticas herramientas a tu medida
  • Consigue ayuda y las respuestas que necesitas de inmediato

¡Regístrate!

Contenido Relacionado
Comentarios sobre el artículo

Comentarios sobre el artículo

0 comentarios