Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Compártelo
X
Mi bebé toma mucha leche

Mi bebé toma mucha leche, ¿es normal?

¿Sabes lo que es un brote de crecimiento? Averígualo aquí

Miércoles, Diciembre 27, 2017 - 09:28

En muchas ocasiones, los bebés aumentan sus tomas de leche y cambian sus hábitos de demanda. Es totalmente normal. Sigue leyendo para aprender más.

Todos los bebés experimentan brotes de crecimiento en algún punto de sus primeros meses de vida. Aunque no se tiene un patrón sobre cómo y cuándo sucede (algunos bebés pueden tenerlo durante sus primeros días, otros en el tercer mes), sus síntomas pueden confundirse con muchas otras cosas.

 

Te contamos tres de los mitos más frecuentes durante esta etapa (muchas mamás creen que se trata de mil cosas más menos de un brote de crecimiento) y qué puedes hacer para sobrellevarla.

 

Mito No. 1: Mi bebé come mucho y mi leche no es suficiente

Muchas mamás pueden creer que, en lugar de un brote, se trata de una baja en la producción de leche materna. Incluso cuando esto sucede, los senos pueden sentirse diferente; están más suaves y ya no gotean.; podrías pensar que estás produciendo menos leche, pero en realidad lo que sucede es que tu cuerpo ya detectó que tu bebé está creciendo y necesita cambiar la composición de la leche.

 

Cuando tu bebé acaba de nacer, es normal producir mucha leche, seguro estabas acostumbrándote a unos senos llenos de leche, goteos y ya tenías tus medidas listas.

 

No pasa nada, no significa que estés produciendo menos leche o que tu bebé no se esté llenando. Cuando un bebé está creciendo, aumenta su demanda de leche durante el día y la noche y además es común que estén mucho más inquietos. Tu leche se adaptará, poco a poco, al brote de crecimiento.

 

Mito No. 2: Mi bebé no se llena con mi leche y por eso pide más

 

Otra cosa que puede pasar por tu mente cuando tu bebé ha cambiado sus tomas es que puede quedarse con hambre después de cada toma. La gran mayoría de las mamás que dan pecho logran producir la cantidad suficiente de leche que sus bebés necesitan. Lo importante es continuar con las tomas cada que las pida. Para saber si tu bebé está satisfecho, puedes caminar con él en tus brazos después de darle una toma, si está satisfecho, se quedará dormido unos minutos después de dar un paseo. Si tu bebé continúa inquieto o no deja de llorar, es probable que siga hambriento.

 

Mito No 3: Si mi bebé no se llena, ¿debo darle otros líquidos?

Durante los primeros meses de vida, el único alimento que debe recibir tu bebé es leche materna. Es importante que sepas que tu leche tiene la cantidad adecuada de nutrimentos, grasas, agua y proteína que tu bebé necesita para crecer de manera adecuada. Los bebés alimentados al seno materno en muy raras ocasiones llegan a desarrollar obesidad.

 

¿Qué esperar durante un brote de crecimiento?

  • Tu bebé tomará pecho más seguido
  • Habrá cambios en sus patrones de sueño: quizás no esté durmiendo tanto como antes
  • O, al contrario, quizás duerma mucho más de lo normal. No te apures, deja que tu bebé duerma y descanse todo lo que sea necesario. Si tu bebé tiene menos de dos semanas, es importante que lo despiertes al menos cada dos horas para darle pecho.
  • Lo notarás más inquieto y activo durante el día

 

¿Tú también sientes algo extraño?

Durante los brotes de crecimiento, las mamás pueden sentirse más cansadas y hambrientas debido a que su cuerpo está cambiando la composición y el volumen de la leche materna. Cuida tu alimentación, mantente hidratada y descansa lo suficiente. Se trata de un trabajo en equipo.

Leer más

Únete al Programa de Nutrición de Los Primeros 1000 Días

Tranquilidad en la crianza, a un sólo clic. Obtén semanalmente consejos personales y soluciones vía correo electrónico.

  • Aprende de nutrición a tu ritmo
  • Prueba las prácticas herramientas a tu medida
  • Consigue ayuda y las respuestas que necesitas de inmediato

¡Regístrate!

Contenido Relacionado

¿Aún no encuentras
lo que estás buscando?

Prueba nuestra nueva herramienta de búsqueda inteligente. ¡Siempre tendremos algo para ti!