Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Buscar
¿No eres un miembro? Regístrate aquí
Compártelo
X
papá-cargando-a-bebé

Finalmente entiendo el lenguaje de mi bebé (bueno, casi)

(0 comentarios)

Conoce la perspectiva de un padre al intentar comunicarse con su bebé.

Miércoles, Marzo 2, 2016 - 11:48

Tu bebé es un hablador y en tan poco va a ser capaz de hacerse entender, ¡hay muchas cosas que decirse entre uno y el otro!

Riendo, llorando, caminando... Cuando mi bebé me habla entiendo casi todo. Me pasaron algunos contratiempos (por ejemplo, lo hacía reír y jugaba con él justo antes de la hora de dormir o dejaba que se durmiera hasta más tarde), todo esto antes de entender que mi hijo está interactuando conmigo y se quiere comunicar de forma permanente. Un verdadero descubrimiento tanto para él como para mí. Ahora contaré cómo me las arreglé para descifrar lo que mi bebé estaba tratando de decirme.

 

Mi hijo está llorando, ¿será de dolor?

Para empezar yo no sabía cuál era la diferencia entre los diferentes llantos de mi bebé, pero ahora sé perfectamente cuando está cansado, tiene hambre o ansiedad. Incluso he encontrado la manera de calmarlo muy rápido. Yo les presumo a todos sobre mi día, mi trabajo, del prometedor futuro de mi bebé o del último partido de fútbol. Para calmarlo también tengo mis propias técnicas como sacarlo a pasear en su carriola o cargarlo un rato. ¡Sí funciona!

 

Como soy un marido modelo insisto en hacer las tareas que comúnmente haría mi esposa. ¿Quién se levanta en medio de la noche a atender una pesadilla desagradable? ¡Papá lo hace! Aunque debo admitir que no siempre escucho a la primera cuando mi bebé llora.

 

El bebé y mi increíble humor

Los primeros grandes momentos que compartí con mi bebé fueron las sonrisas. La sonrisa de reflejo, la sonrisa amable, la sonrisa fresca y luego, alrededor de los 4 meses, ¡la risa! Tengo formas seguras de hacer reír: haciendo muecas, besarlo por todos lados fingiendo que voy a comérmelo y cantando de una manera ridícula mientras agito las manos. También hago títeres, juego a los cerditos que se fueron al mercado y a las escondidillas detrás de una manta, al menos 5 veces al día... hay veces que lo hago más si lo sigue haciendo reír. Pero por lo general, se harta antes que yo.

 

Mi bebé y yo nos entendemos el uno al otro

Empecé a hablar con mi bebé cuando estaba en el vientre de su madre y hoy en día es sólo la continuidad de eso. Cuando juego con el sonajero hablo de la sonaja, cuando pongo sus calcetines le hablo de ellos. Mi voz estimula a mi hijo, así que hablo con él todo el tiempo y me entiende como yo lo hago.

 

Conozco todas las diferentes etapas de la lengua desde el balbuceo y la mímica hasta sus primeras palabras y frases. Nunca olvidaré la primera vez que dijo "papá", incluso derramé una lágrima. Luego vino la etapa de "no" y al igual que todos los demás padres no pudimos con eso. Les mostré quién era el jefe, bueno, lo intenté...

Leer más

Únete al Club de Mis Primeros 1000 Días

Tranquilidad en la crianza, a un sólo clic. Obtén semanalmente consejos personales y soluciones vía correo electrónico.

  • Aprende de nutrición a tu ritmo
  • Prueba las prácticas herramientas a tu medida
  • Consigue ayuda y las respuestas que necesitas de inmediato

¡Regístrate!

Contenido Relacionado
Comentarios sobre el artículo

Comentarios sobre el artículo

0 comentarios