Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Compártelo
X
Adiós a los resfriados con la alimentación

¡Dile adiós a los resfriados con la alimentación!

Estos nutrimentos ayudan a reforzar el sistema inmune de tu hijo

Miércoles, Diciembre 27, 2017 - 11:22

La vitamina A, C, D y el prebiótico L. Reuteri son los aliados que necesitas para cuidar de la salud de tu peque en esta temporada de frío.

Es común que en esta temporada muchos miembros de la familia puedan tener un resfriado y esto deja a los peques en una situación vulnerable. Alimentarlo de manera adecuada, con las vitaminas y minerales que necesita, ayudará a tu peque a mejorar la capacidad de su sistema inmune para protegerlo contra enfermedades. Hay muchas vitaminas, pero estas son las que no puede faltar en su alimentación:

 

Vitamina A

La vitamina A es crucial para la buena salud y el desarrollo de los niños, juega un papel importante en el desarrollo de la vista y el crecimiento óseo, y ayuda a proteger el cuerpo de las infecciones ayudando a fortalecer el sistema inmune. La vitamina A también suma a la salud y el crecimiento de las células y los tejidos del cuerpo, especialmente los del cabello, las uñas y la piel. Esta vitamina se encuentra en la zanahoria, espinaca, calabaza, mango, brócoli, chícharos, papaya, entre otros.

 

Vitamina C

Esta vitamina es ampliamente conocida por su capacidad para ayudar a evitar resfriados. El cuerpo humano no produce esta vitamina y la necesita para el funcionamiento del sistema inmune, el crecimiento de los huesos, la absorción de hierro y la salud de la piel. Para obtener los beneficios de la vitamina C, tu peque debe consumirla con regularidad y no cuando ya tenga un resfriado. La vitamina C puede ser una gran aliada cuando se trata de prevención. Las frutas cítricas (como naranja, limón y toronja) son la fuente más común de vitamina C, sin embargo, también se encuentra en las fresas, vegetales verdes y tomates.

 

Vitamina D

La vitamina D ayuda al cuerpo a absorber minerales como el calcio y ayuda a crear dientes y huesos fuertes. La deficiencia de vitamina D puede causar raquitismo (un padecimiento que puede provocar deformidades óseas y fracturas), y también puede ayudar a los peques a alcanzar su altura programada genéticamente y su masa ósea máxima. La vitamina D también funciona como una hormona que ayuda a regular el sistema inmune.

 

La vitamina D también se conoce como la "vitamina del sol" porque el cuerpo puede producirla cuando la piel está expuesta a la luz solar, pero algunas acciones preventivas como utilizar protector solar puede limitar esta producción y por eso es importante mantenerla en la alimentación de tu peque. Puedes encontrar a esta vitamina en alimentos como el salmón, yogurt especial para niños, atún, quesos, cereales especiales para bebé y yemas de huevo, por mencionar algunos.

 

Probiótico L. Reuteri

Los prebióticos son microorganismos vivos, como bacterias o levaduras, que tienen efectos que ayudan a la salud humana. Están disponibles en ciertos alimentos, como algunos tipos de yogur. Estas bacterias benéficas ayudan a disminuir el dolor y el malestar estomacal, y pueden disminuir los efectos provocados por distintos tipos de alergias a la leche de vaca al fortalecer y apoyar el desarrollo del sistema inmune. Algunos papás los utilizan para ayudarle a sus hijos a mantener una microbiotia intestinal saludable.

 

¿No estás muy segura de qué son los probióticos? Aquí te lo contamos.

 

Cuéntanos, ¿conocías los beneficios de estas vitaminas?

 

Leer más

Únete al Programa de Nutrición de Los Primeros 1000 Días

Tranquilidad en la crianza, a un sólo clic. Obtén semanalmente consejos personales y soluciones vía correo electrónico.

  • Aprende de nutrición a tu ritmo
  • Prueba las prácticas herramientas a tu medida
  • Consigue ayuda y las respuestas que necesitas de inmediato

¡Regístrate!

Contenido Relacionado

¿Aún no encuentras
lo que estás buscando?

Prueba nuestra nueva herramienta de búsqueda inteligente. ¡Siempre tendremos algo para ti!